Francisco Javier Blog

Sólo otro weblog de WordPress.com

Archivo para Biblia

EL VALOR DE LA OBEDIENCIA


DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA)

EL VALOR DE LA OBEDIENCIA

Leer: Proverbios 2.1/6 – 2:1 Hijo mío, si recibieres mis palabras, Y mis mandamientos guardares dentro de ti, 2:2 Haciendo estar atento tu oído a la sabiduría; Si inclinares tu corazón a la prudencia, 2:3 Si clamares a la inteligencia, Y a la prudencia dieres tu voz; 2:4 Si como a la plata la buscares, Y la escudriñares como a tesoros, 2:5 Entonces entenderás el temor de HaShem, Y hallarás el conocimiento de Di-os. 2:6 Porque HaShem da la sabiduría, Y de su boca viene el conocimiento y la inteligencia.

INTRODUCCIÓN: A pesar de la vasta experiencia de Kéfa/Pedro como pescador, regresó de una noche de trabajo sin nada que mostrar por sus esfuerzos. Es muy posible que la petición de Yeshúa de que echara las redes una vez más le pareciera poco razonable; después de todo, Pedro y sus compañeros eran los profesionales. No obstante, el pescador obedeció, y su obediencia bendijo a muchos.

La Biblia demuestra que los planes divinos a menudo desafían la lógica humana. Por ejemplo, ¿quién haría un plan de batalla que implicara solo marchar y gritar? Di-os le dijo a Josué que conquistara Jericó de esa manera, y al hacerlo tuvo éxito (Josué 6.1/5).

Moshé/Moisés es otro ejemplo. Cuando se sintió inseguro de su potencial como líder, el Elohim Eterno lo tranquilizó de una manera insólita, diciéndole que arroja su vara al suelo. Cuando Moshé/Moisés obedeció, Di-os confirmó de una manera admirable que lo había escogido como líder (Éxodo/Shemót 4.1/3).

Nuestro Abba Kadosh/Padre Santo puede pedirnos que hagamos algo que parece ilógico, como tal vez aceptar una mayor responsabilidad cuando teníamos la esperanza de reducir nuestra cantidad de trabajo; o dejar una posición que él nos había dado recientemente; o asumir una tarea para la que nos sentimos mal equipados. Pero debemos seguir adelante con obediencia, sin importar cuán ilógica pueda parecer su petición.

CONCLUSIÓN: Para comprender la importancia de obedecer, piense en los niños que reciben instrucciones de sus padres o maestros. Es necesario que los escuchen con atención para hacer correctamente la tarea. Algunos pasos pueden parecer sin sentido, pero su justificación se hace clara después.

REFLEXIÓN: Es mejor obedecer a HaShem antes que a los hombres, el obedecer a HaShem trae su recompensa, en el Olám Haba/Mundo por venir (Vida Eterna).

VOLVER AL BUEN CAMINO

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER

(COSTA RICA)

VOLVER AL BUEN CAMINO

Leer: Hebreos 12.1/3 – 12:1 Por tanto, nosotros también, teniendo en derredor nuestro tan grande nube de testigos, despojémonos de todo peso y del pecado que nos asedia, y corramos con paciencia la carrera que tenemos por delante, 12:2 puestos los ojos en Yeshúa, el autor y consumador de la fe, el cual por el gozo puesto delante de él sufrió la cruz, menospreciando el oprobio, y se sentó a la diestra del trono de Di-os. 12:3 Considerad a aquel que sufrió tal contradicción de pecadores contra sí mismo, para que vuestro ánimo no se canse hasta desmayar.

INTRODUCCIÓN: Quisiera hacerle dos preguntas sencillas: ¿Cómo ve usted su vida? ¿Es un reto apasionante lleno de gozo? ¿o la siente más como un foso en el cual está atrapado y luchando? tristemente, muchas personas andan a la deriva sin hacer uso del maravilloso plan de Di-os para ellas.

Nuestro Creador da a cada persona los dones, las capacidades y las circunstancias necesarias para vivir conforme a su propósito. Pero muchas tratan de encontrar satisfacción en los placeres de la vida, sin entender que la verdadera satisfacción se encuentra en lo que Di-os tiene para ellas.

Por desgracia, muchas personas que han sido salvas caminan con el señor durante un tiempo, pero después se apartan. Esto puede suceder por muchas razones.

Algunas se acobardan y pierden el deseo de perseverar en las circunstancias difíciles. Para otras, las ideas y las metas mundanas llegan a distraer su atención. o tal vez son influenciadas por ciertas personas que hacen que pierdan de vista el objetivo. Los deportes, los pasatiempos o simplemente el ajetreo de la vida, pueden también envolver a un creyente y hacer que su corazón se aparte del objetivo principal: HaShem y Mashiaj.

CONCLUSIÓN: No importa cuál sea la causa, toda vida separada de la única ancla verdadera —el Mashiaj Yeshúa (nuestro ejemplo a seguir)— está en peligro. Elohim ofrece a los creyentes una vida abundante en Él.

Pero la Biblia enseña que los creyentes no pueden prosperar si están viviendo al margen de su Palabra, de sus santos preceptos, y de una estrecha relación con Él.

¿Siente usted que está andando de la mano con HaShem? ¿o las preocupaciones de la vida lo tienen enredado? ore pidiendo sabiduría al considerar estas preguntas, y dígale al Elohim Eterno que desea renunciar a todo lo que le apasione aparte de Él.

REFLEXIÓN: Comprométase a orar, a leer la Biblia, y a cumplir y a obedecer los mandamientos.

¿PUEDE USTED CONFIAR EN SU CONCIENCIA?

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER

(COSTA RICA)

¿PUEDE USTED CONFIAR EN SU CONCIENCIA?

Leer: 1ª.Timoteo 1.5/7 – 1:5 Pues el propósito de este mandamiento es el amor nacido de corazón limpio, y de buena conciencia, y de fe no fingida,  1:6 de las cuales cosas desviándose algunos, se apartaron a vana palabrería, 1:7 queriendo ser doctores de la ley, sin entender ni lo que hablan ni lo que afirman. 

INTRODUCCIÓN: “Deje que su conciencia sea su guía”. Esta pizca de saber popular parece tener sentido, ya que nuestra conciencia está hecha para ayudarnos a discernir el bien del mal. Sin embargo, no se puede confiar siempre en el radar interno como guía; ése es el caso de los no creyentes, que no tienen el Espíritu Santo para que les indique la verdad y les guíe a tomar decisiones atinadas.

Y aunque los creyentes tenemos a la Ruáj de Elohim/ El Espíritu de Di-os morando en nosotros, debemos tener cuidado de no albergar pecado, ya que esto puede interferir con la manera de funcionar del sensor de nuestra moralidad.

Una conciencia digna de confianza es la programada con enseñanza bíblica. Los creyentes construyen un sistema de radar espiritual firme y sensible al aplicar la verdad de HaShem a sus vidas. Toman la resolución de pensar y actuar de maneras que honran y agradan al Eterno. Entonces, cuando aparezcan pensamientos o alternativas pecaminosas en ese radar, éste enviará una advertencia clara.

CONCLUSIÓN: La persona con una conciencia confiable tiene el deseo sincero de obedecer a Di-os. No se conforma con lo que parecer estar o verse bien, sino que busca la voluntad del Abba Kadosh. Es decir, no se basa únicamente en su conciencia, sino que incorpora todas las herramientas de la Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo a su vida diaria: la Biblia y la oración.

La conciencia no es nuestra guía; es una herramienta del Guía. La Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo no solo nos convence de pecado, sino que también trae a la mente los principios divinos, y nos lleva por el camino recto.

REFLEXIÓN: Él usa diversos instrumentos para conformarnos a la semejanza de Mashiaj (Romanos 8.29).

LA COMUNIÓN CON DI-OS

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA) 

LA COMUNIÓN CON DI-OS 

Leer: Filipenses 3.7/10 – 7 Pero cuantas cosas eran para mí ganancias, las he estimado cómo pérdida por amor de Mashiaj 8 Y ciertamente, aun estimo las cosas cómo pérdida por la superioridad del conocimiento del Mashiaj Yeshúa, mi Adón, por amor del cual lo he perdido todo, y lo tengo por estiércol, para ganar a Mashiaj, 9 y ser hallado en él, no teniendo mi propia justicia que es de Di-os por la fe que obedece; 10 a fin de conocerle, y el poder de su resurrección, y la participación de sus padecimientos, llegando a ser semejantes a él en su muerte. 

INTRODUCCIÓN: Di-os creó al hombre y a la mujer para que se relacionaran con Él. El tipo de comunión que disfrutaron Adám y Eva con HaShem, es también la que estaba destinada para nosotros. Pero después de entrar el pecado en el mundo, todo cambió. La relación que Di-os quería tener con la humanidad se rompió, y esa dañada condición ha pasado de una generación a otra.

Pero, como sabemos, ese no es el final de la historia. Di-os envió a su Hijo Yeshúa Ha Mashiaj a morir en nuestro lugar para que nuestros pecados pudieran ser perdonados, y para restablecer nuestra relación con Él. Por la fe en Mashiaj, somos adoptados en la familia de Di-os y pertenecemos a Él para siempre, tal como Él quiso que fuera originalmente.

Pero, ¿qué sucede, entonces, si después de ser salvos, no profundizamos en nuestra relación con Él? Algunos creyentes pueden perder su fervor inicial por el Elohim Eterno; dejar de leer la Biblia y de asistir con regularidad a la Keila/Congregación.

Quizás otros tratan de concentrarse en el Shaddai, pero dejan que los asuntos terrenales los distraigan. Con el tiempo, algunos creyentes se sienten bien con lo que les resulta cómodo y familiar.

Tristemente, desaprovechan el profundo gozo que Di-os quiere darles. Pero aquellos que hagan de HaShem la prioridad de su vida, tendrán una relación más profunda que sobrepasa cualquier vínculo terrenal.

CONCLUSIÓN: La comunión con Di-os hizo que el alma de David quedara “satisfecha como de un suculento banquete” (Salmo/Tehilim 63.5 NVI). Shaúl/Pablo veía sus logros como nada en comparación con “la excelencia del conocimiento de Mashiaj Yeshúa” (Filipenses 3.8).

REFLEXIÓN: Acérquese al Abba Kadosh/Padre Santo, y experimente la bendición de conocerle.

CÓMO BUSCAR A DI-OS

 

 

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA) 

CÓMO BUSCAR A DI-OS 

Leer: Salmo/Tehilim 105.1/8 – 105:1 Alabad a HaShem, invocad su nombre; Dad a conocer sus obras en los pueblos. 105:2 Cantadle, cantadle salmos; Hablad de todas sus maravillas. 105:3 Gloriaos en su santo nombre; Alégrese el corazón de los que buscan a HaShem.105:4 Buscad a HaShem  y su poder; Buscad siempre su rostro. 105:5 Acordaos de las maravillas que él ha hecho, De sus prodigios y de los juicios de su boca, 105:6 Oh vosotros, descendencia de Abraham su siervo, Hijos de Jacob, sus escogidos. 105:7 El es HaShem  nuestro Di-os; En toda la tierra están sus juicios. 105:8 Se acordó para siempre de su pacto; De la palabra que mandó para mil generaciones 

INTRODUCCIÓN: Aunque en las Sagradas Escrituras nos dicen que debemos buscar al Di-os Eterno, muchos creyentes batallan con este mandato. Algunos están tan distraídos por otros intereses y responsabilidades, que Di-os es solamente una parte minúscula de sus objetivos y deseos en la vida. Cuando enfrentan su responsabilidad de buscarle, a menudo se sienten culpables, pero no saben cómo comenzar a buscarle de todo corazón.

Muchos se olvidan de darle gracias a Di-os por la comida, cuándo hay muchos con hambre, a muchos se les olvida dar gracias a Di-os al acostarse, por el día que le permitió vivir, y a otros se les olvida dar gracias al levantarse por el nuevo día que Elohim les permitió llegar.

Cuando las ansias de buscar a Di-os son mayores que nuestro interés por otras búsquedas, hacerlo se vuelve mucho más fácil. Pero el hambre por el Shaddai es un gusto que se adquiere.

Cuanto más lo busquemos, mayor será nuestra hambre. Sin embargo, si le ignoramos, el poco apetito que tengamos de Él disminuirá aun más. ¿Es ésta su experiencia?

Pídale, entonces, a HaShem que le agudice su apetito por Él, y siga adelante, haciendo el esfuerzo de buscarle, entre otras palabras que usted pueda tener hambre y sed de Di-os y de Sú presencia.

CONCLUSIÓN: Comience con la lectura de la Biblia y la oración. Aparte tiempo cada día para meditar en la Palabra de Di-os —para escuchar su voz, digerir poco a poco lo que lee, hablar con el Di-os Eterno, hacerle preguntas, y aplicar a su vida lo que aprenda. Comience a estudiar la Biblia. Algunos podrán decir: “Nunca he hecho eso”. Mi consejo es: “¡Hágalo!” Las cosas profundas de Di-os no caen simplemente en nuestro cerebro; son puestas allí por el estudio aplicado.

Buscar algo requiere tiempo y esfuerzo. ¿Invertirá usted su vida en la búsqueda del Eterno, la fuente de todo contentamiento, gozo y esperanza? ¿O irá tras lo efímero?

REFLEXIÓN: Al descuidar al Elohim Eterno, usted pierde todos los beneficios que Él promete a quienes le buscan con diligencia.

PREGUNTAS QUE NOS HACEMOS CUÁNDO PASA UN DESASTRE

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA)

PREGUNTAS QUE NOS HACEMOS CUÁNDO PASA UN DESASTRE

Leer: Isaías 55.8/9 – 55:8 Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo HaShem. 55:9 Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos.

INTRODUCCIÓN: Cada vez que ocurre un gran desastre surgen preguntas legítimas: ¿Por qué permitió El Eterno que sucediera? ¿No pudo haberla impedido? La magnitud de la muerte y la destrucción causada por terremotos, tsunamis e inundaciones nos despojan de los pensamientos que normalmente ocupan nuestra mente, y nos hacen buscar explicaciones en cuanto al sufrimiento.

Muchas veces respondemos a nuestras preguntas basados en nuestra relación con Di-os. Quienes no conocen a Di-os no tienen ningún marco de referencia para entender cómo actúa.

Sin embargo, los creyentes en Di-os y en Sú Mashiaj tenemos la Biblia como guía cuando luchamos con estos asuntos. Pero nuestra perspectiva está determinada por nuestro conocimiento de la Palabra de Di-os. Quienes tienen una comprensión limitada de las Sagradas Escrituras pueden llegar fácilmente a conclusiones equivocadas.

Debemos evitar obligar a Di-os a actuar como creemos que debería hacerlo. Elohim nunca se quedará dentro de los parámetros que nosotros le fijemos. Puesto que somos mortales, terrenales y pecadores, tenemos una perspectiva y una comprensión de la vida muy limitada. Sin embargo, nuestro Creador Eterno, Inmaculado, Omnisciente y Soberano ve y sabe lo que nosotros no podemos percibir.

CONCLUSIÓN: Debemos asegurarnos de que nuestra perspectiva de Di-os en los desastres naturales provenga de la Biblia, no de nuestra limitada perspectiva. La Biblia nos habla del amor, la fidelidad y la sabiduría del Abba Kadosh/Padre Santo. Cuando no podamos entender sus caminos, la fe en su bondad deberá ser nuestro fundamento.

REFLEXIÓN: A Di-os no se le cuestiona, ni se le pregunta, simplemente se debe Obedecer.

LA EDAD DE LA RESPONSABILIDAD

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA)

LA EDAD DE SER RESPONSABLE

Leer: Deuteronomio/Devarím 11.18/20 – 11:18 Por tanto, pondréis estas mis palabras en vuestro corazón y en vuestra alma, y las ataréis como señal en vuestra mano, y serán por frontales entre vuestros ojos. 11:19 Y las enseñaréis a vuestros hijos, hablando de ellas cuando te sientes en tu casa, cuando andes por el camino, cuando te acuestes, y cuando te levantes, 11:20 y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas; 

INTRODUCCIÓN: Hace mucho tiempo recuerdo una interesante conversación que tuve con una mamá, cuando me permitió sostener a su bebé en mis brazos. Le dije: “Es difícil creer que los niños nacen con una naturaleza pecaminosa”.

Objetó mis palabras, y pensé que era mejor no discutir con ella. ¡Pero me habría gustado llamarla un par de años más tarde, cuando el niño ya había aprendido a caminar, para ver si pensaba igual o de manera diferente!

En un momento u otro, todos hemos sentido el impulso repentino de hacer algo que sabíamos que estaba mal. Como adultos y creyentes, hemos aprendido que ceder a la tentación es un pecado contra Di-os.

Pero los niños pequeños hacen exactamente lo que su naturaleza les dicta.

La madre dice: “No toques”, pero lo hace de todos modos. Los pequeños no ven lo prudente que es obedecer las normas de los padres. Los niños deben aprender a reconocer la diferencia entre el bien y el mal antes de que puedan tomar la prudente decisión de hacer lo correcto.

En sus primeros años, el niño está en un estado de inocencia. No ha sido justificado ni es salvo, pero está a salvo de la ira de Di-os, si muere, irá al cielo.

La Biblia habla del período de inocencia en Deuteronomio/Devarím 1.39 Y vuestros niños, de los cuales dijisteis que servirían de botín, y vuestros hijos que no saben hoy lo bueno ni lo malo, ellos entrarán allá, y a ellos la daré, y ellos la heredarán., y de nuevo en Isaías 7.16 Porque antes que el niño sepa desechar lo malo y escoger lo bueno, la tierra de los dos reyes que tú temes será abandonada.

La Palabra de Di-os confirma que hay un período de tiempo cuando los niños no son moralmente responsables por su conducta.

CONCLUSIÓN: La madurez moral difiere de un niño a otro. Con el crecimiento, cada uno desarrolla la capacidad espiritual de seguir lo recto, o de ceder conscientemente al mal.

REFLEXIÓN: Los años de la inocencia son el tiempo en que los padres deben inculcar en sus niños la sana enseñanza bíblica y lecciones de obediencia.