Francisco Javier Blog

Sólo otro weblog de WordPress.com

EL PODER DE LA PACIENCIA

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA) 

EL PODER DE LA PACIENCIA 

Leer: Hebreos 6.9/15 – 6:9 Pero en cuanto a vosotros, oh amados, estamos persuadidos de cosas mejores, y que pertenecen a la salvación, aunque hablamos así. 6:10 Porque Di-os no es injusto para olvidar vuestra obra y el trabajo de amor que habéis mostrado hacia su nombre, habiendo servido a los santos y sirviéndoles aún. 6:11 Pero deseamos que cada uno de vosotros muestre la misma solicitud hasta el fin, para plena certeza de la esperanza, 6:12 a fin de que no os hagáis perezosos, sino imitadores de aquellos que por la fe y la paciencia heredan las promesas. 6:13 Porque cuando Di-os hizo la promesa a Abraham, no pudiendo jurar por otro mayor, juró por sí mismo, 6:14 diciendo: De cierto te bendeciré con abundancia y te multiplicaré grandemente. 6:15 Y habiendo esperado con paciencia, alcanzó la promesa.  

INTRODUCCIÓN: Imagine que usted está esperando en una fila que no se ha movido por diez minutos. Muchos de nosotros nos sentiríamos frustrados, pues vivimos en una generación que espera resultados inmediatos.

Todo el mundo lucha con un cierto grado de impaciencia. Nacimos con esta característica; pensemos en el bebé que quiere su leche a medianoche. Su reacción innata es llorar al primer indicio de incomodidad hasta que tenga satisfecha su necesidad. Nuestra vieja naturaleza “carnal” hace que esto sea una batalla continua para la mayoría de las personas, pero que bien vale la pena enfrentar.

Veamos la definición bíblica de paciencia. Puede significar perseverancia y no rendirse bajo la presión. Ella se revela cuando estamos dispuestos a esperar. En otras palabras, aceptamos las situaciones difíciles sin fijarle plazos a Di-os. Además, paciencia es aceptar lo que el Elohim da en su tiempo, o lo que Él decide no dar. El resultado de esta cualidad es la paz interior y la ausencia de estrés.

Mientras tanto, debemos orar, obedecer, y perseverar mientras buscamos la dirección de Di-os. El peligro de la impaciencia es que podemos perder el plan perfecto del Shaddai Todopoderoso y su bendición. Sólo cuando confiamos en la voluntad y en el tiempo de Di-os, podemos descansar con sosiego.

CONCLUSIÓN: ¿Qué está causando su estrés? Examine bien si está tomando las cosas en sus manos, o si está dejando las circunstancias al Di-os Todopoderoso. Escuche lo que dice Salmo/Tehilim 37.7: “Guarda silencio ante HaShem, y espera en él”.

REFLEXIÓN: Busque su dirección y su tiempo. Cualquier otra cosa puede ser destructiva.

Anuncios

No comments yet»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: