Francisco Javier Blog

Sólo otro weblog de WordPress.com

EL PODER LA RUÁJ HA KODESH EN ACCIÓN

DESDE EL ESCRITORIO DEL ROEH: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA) 

EL PODER LA RUÁJ HA KODESH EN ACCIÓN 

Leer: Romanos 8.26/27 – 26 Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues no sabemos como orar por esto de tal manera que sea lo más conveniente, pero el espíritu intercede a nuestro favor con gemidos indecibles. 27 Mas el que escudriña los corazones sabe cuál es la intención del espíritu, porque intercede a favor de los apartados en común acuerdo con Di-os. 

INTRODUCCIÓN: La Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo mora en el creyente desde que éste es salvo; eso significa que su poder es asequible a partir de ese momento (Efesios 1.13). Di-os creó una manera sencilla para que tengamos acceso a ese poder cada día.

Primero: Debemos aceptar que nuestra naturaleza pecaminosa nos impide hacer la voluntad de Di-os. No importa qué tan capaces seamos, nuestras fuerzas y sabiduría no son suficientes. A veces, los creyentes se sienten orgullosos por el bien que han hecho o por el número de años que han sido salvos. Imagine cuánto más pudiéramos servir al Elohim Eterno si humildemente dejáramos que Di-os obrara por medio de nosotros.

Segundo: Debemos rendir toda nuestra vida a la guía y gobierno de la Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo. Es decir, conducir nuestro andar espiritual —y también nuestra profesión, finanzas, familia y relaciones— como Di-os quiere. La Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo de Di-os no liberará su poder sobrenatural en una vida que sigue en rebeldía.

Tercero: Debemos ejercer fe, lo que significa demostrar convicción y confianza en HaShem. La fe es el switch que libera el poder de la Ruáj/El Espíritu. Es como decir: “Creo que tienes un plan, Shaddai Todopoderoso, así que voy a creer en que me darás lo que necesito para hacer tu voluntad”. Entonces, él moverá cielo y tierra para satisfacer su necesidad, cualquiera que ella sea.

CONCLUSIÓN: Pero no es suficiente memorizar y revisar los pasos. Hay que hacer de estos principios un modo de vida. Acostúmbrese a pensar: “Yo no puedo, pero Di-os sí; me someteré a su voluntad, porque sus planes son para mi bien y para su gloria”. Esa es la clase de vida que brota con el poder de la Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo.

REFLEXIÓN: El poder de la Ruáj Ha Kodesh/El Espíritu Santo en acción es para traer cosas muy buenas a nuestra vida. 

Anuncios

1 comentario»

  susy wrote @

por favor me puede explicar, por que usted le dice La Ruaj, como si fuera femenina, en vez que de El ruaj, masculino


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: